Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación, mostrar publicidad y anuncios basados en tus intereses
Si sigues navegando, consideramos que
Para obtener más información entra en la sección de Política de cookies

Inicio » Entrevista » Juan Genovés, de cerca

Hablar de Juan Genovés es hacerlo de la historia reciente de España. “La familia de Genovés abrió una carbonería y allí el niño comienza a expresar su futuro pintando el personaje del Coyote con carbón vegetal en la pared de la trastienda -recordaba Manuel Vicent en el texto del catálogo de la exposición celebrada en el IVAM en 1992- Ingresa en la Escuela de Bellas Artes y a partir de ese momento la biografía de Juan Genovés es la búsqueda a través de aquella España desolada de los años cincuenta de la propia huella digital mientras el silencio y la desvencijada cultura era la norma. Se instala en Madrid. Viaja a París. Se casa con Adela. Hace amistad con otros pintores y su única obsesión consiste en despojarse del miedo poco a poco y retomar la lucha por medio de la estética como un árbol que había que regar por dentro para que creciera. Por haber encontrado la forma de incorporar la violencia política al Pop Art recibió una mención de Honor del jurado en la Bienal de Venecia en 1966 y ese reconocimiento le abrió las puertas de la Marlborough Gallery y desde entonces una aureola de pintor radical, rebelde, combativo, le acompañó, y los tiempos duros de la represión daban cada día razón a sus cuadros, los cargaban de sentido, de modo que la violencia de la policía y la estética de Genovés se impulsaban, inspiraban y nutrían mutuamente.” En nuestro número de noviembre el veterano artista descubre su lado más íntimo respondiendo al revelador Cuestionario T. [Foto: Leonardo Villela]

Juan Genovés