Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación, mostrar publicidad y anuncios basados en tus intereses
Si sigues navegando, consideramos que
Para obtener más información entra en la sección de Política de cookies

Inicio » Entrevista » Evru, volver a ser

Albert Porta (Barcelona, 1946) empezó su carrera artística en 1962 en la galería René Metras de su ciudad natal; en esos años formaba parte, junto con Àngel Jové, Jordi Galí, Sílvia Gubern y Antoni Llena, de El Maduixer, grupo activo en Barcelona en la década de 1960, impregnado del espíritu beatnik y con una nueva actitud, que significó el relevo del Informalismo en el arte catalán. Marcado por la atmósfera sociocultural reivindicativa de Mayo del 68, sus ansias de emancipación y su espíritu hippie, ese mismo año decidió marchar a Ibiza, creó su propio Estado, Evrugo Mental State, y renació artísticamente como Zush. Más adelante, en 2001, Zush se transformó en Evru. En cada una de sus etapas, Evru ha abordado la realidad en la que existimos, invitando a ver que esa realidad que trasciende la imagen del mundo físico objetivo y reconocible, ofreciendo la oportunidad de intuir percepciones no físicas de nuestro ser multidimensional. Su obra está presente en importantes colecciones internacionales como las del Centre Pompidou, el Guggenheim y el MoMA neoyorkinos o, en nuestro país, el Reina Sofía, el MACBA y el IVAM. Regresa a la escena artística, tras un tiempo retirado de ella por motivos de salud, con Volver a ser, una muestra en la galería Senda en la que presenta pequeños e intimistas dibujos en los que ha trabajado durante estos últimos cuatro años. Marga Perera. Foto: Carmen Secanella

 

evro-1