Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación, mostrar publicidad y anuncios basados en tus intereses
Si sigues navegando, consideramos que
Para obtener más información entra en la sección de Política de cookies

Inicio » Reportaje » Hokusai y la espuma del tiempo

El año 1600 fue trascendental para Japón. El shõgun (generalísimo) Tokugawa Ieyasu tomó el poder, unificando el país después de largos años de conflicto entre señores de la guerra rivales. Nombró a Edo (actual Tokio) como sede de su gobierno, transformando una localidad provinciana en una metrópolis. La dinastía Tokugawa gobernaría hasta 1868, y la época se conoció como el período Edo. Fue un tiempo de paz y prosperidad en el que las artes tuvieron gloriosos exponentes como Katsushika Hokusai cuya carrera se prolongó durante siete décadas y alumbró obras como La gran ola convertido en un símbolo nacional. El pasado mes de octubre, Christie’s marcó un hito al rematar una copia de esta estampa por 912.000 euros. Descubrimos la historia que esconde esta imagen que inspiró a artistas como Van Gogh, Debussy o Rilke.

JP1847

JP1847