Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación, mostrar publicidad y anuncios basados en tus intereses
Si sigues navegando, consideramos que
Para obtener más información entra en la sección de Política de cookies

Inicio » Mercado » Así era el pirata Drake

Un retrato del pirata Francis Drake, al que la reina de Inglaterra nombró Sir, lidera hoy esta subasta de pintura antigua en la sede londinense de Bonhams. Con una estimación entre 340.000 y 570.000 euros, es obra de un artista anónimo de la escuela anglo-holandesa, y fue autentificada por la verruga en la nariz del corsario. Los expertos sostienen que este detalle corrobora que se trata de un retrato genuino de este temible marino que fue la bestia negra de la Gran Armada española a la que asaltó sin misericordia en el siglo XVI. El retrato, que data de la década de 1570, le plasma como un hombre rico y poderoso. El final de Drake llegó tras un ataque frustrado a San Juan de Puerto Rico, donde sobrevivió a los cañonazos pero no a la disentería. En su honor, su tripulación saqueó y quemó Portobelo, mientras las campanas de las iglesias de Castilla lo celebraban repicando y Cervantes y Quevedo dedicaban versos a la muerte del más innoble enemigo de Felipe II.

Francis Drake