Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación, mostrar publicidad y anuncios basados en tus intereses
Si sigues navegando, consideramos que
Para obtener más información entra en la sección de Política de cookies

Inicio » Mercado » Una lección de glamour

Coincidiendo con la feria Paris Photo, la filial parisina de Sotheby’s celebra el 9 de noviembre una selecta subasta de fotografía. Entre los lotes principales destaca Dovima con elefantes, de Richard Avedon una imagen tomada en 1955 por el joven fotógrafo para publicitar las colecciones de alta costura de la temporada de otoño de ese año. Como modelo, Avedon escogió a Dorothy Virginia Margaret Juba –apodada Dovima por las dos primeras letras de sus tres nombres- porque encarnaba a la perfección el refinamiento que buscaba. Más tarde diría de ella que era “la belleza más notable y atípica de su tiempo”. También fue una de las modelos mejor pagadas de la época y posó para grandes fotógrafos como Irving Penn, Horst P. Horst y Erwin Blumenfeld. En 1955, Carol Reed estaba a punto de rodar su película Trapecio, protagonizada por Burt Lancaster, Tony Curtis y Gina Lollobrigida en el Cirque d’Hiver. Fue este lugar el que Avedon eligió para fotografiar a Dovima posando junto a unos paquidermos. Como siempre, el fotógrafo sabía exactamente lo que quería: “Vislumbré a los elefantes bajo un enorme tragaluz y en un segundo supe que tenía que encontrar el vestido adecuado. Sabía que aquí había potencial para conseguir una imagen de ensueño”. Esta fotografía también es importante para la historia de la moda pues el traje de noche que luce la modelo fue una de las primeras creaciones de Yves Saint Laurent, quien, a sus 19 años, era entonces el nuevo asistente de Christian Dior. La copia que licita Sotheby’s, tasada entre 600.000 y 900.000 euros, está fechada en 1962 y es valiosa por varias razones. En primer lugar, fue sacada del negativo original de Avedon antes de ser retocado. En segundo lugar, fue producida para la primera exposición dedicada al fotógrafo en el Smithsonian Museum of American Art; de hecho, la segunda copia forma parte de la colección de este museo americano. En el reverso contiene una inscripción del fotógrafo “De mi casa a la tuya”, que revela la relación íntima que Avedon tuvo con esta copia, que durante años estuvo colgada en su estudio.

Richard Avedon