Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación, mostrar publicidad y anuncios basados en tus intereses
Si sigues navegando, consideramos que
Para obtener más información entra en la sección de Política de cookies

Inicio » Mercado » Una alegoría cromática

El festival de comercio, gastronomía y ciudad LOVISUAL se celebra en Logroño hasta el 17 de octubre extendiéndose a otros rincones de la Rioja hasta finales de mes. Lo vegetal será el eje vertebrador de esta edición que busca impulsar el comercio y la gastronomía local a través de la cultura, el diseño y el arte. De lo posible a lo deseable. Alegoría cromática de un futuro mejor, es la propuesta de Carlos J. Cenamor que vertebra la edición y el recorrido por los 67 espacios participantes. Una mirada pormenorizada sobre nuestro «medio ambiente construido», desvelando la relación existente entre el entorno modificado por el ser humano y el entorno natural en sus diferentes formatos: parques y jardines o áreas espontáneas. El artista ha estudiado la variedad de especies vegetales, los huertos, los viñedos y las riberas de los ríos de la región, para trasladar su esencia a los espacios participantes. Así, a través de diferentes disciplinas -arquitectura, diseño, cerámica- Cenamor plantea una reinterpretación plástica de las especies que ha analizado en los espacios verdes de La Rioja, proponiendo piezas e ilustraciones que se presentarán en los escaparates de los establecimientos y espacios gastronómicos, configurando un relato vegetal continuo.

Instalación de Carlos J. Cenamor. Foto: Rafael Lafuente

Instalación de Carlos J. Cenamor.                            Foto: Rafael Lafuente

 

Otras de las actividades programadas es la presentación del libro Tejiendo La Calle de Marina Fernández Ramos (Daroca de Rioja) el libro narra un proyecto de cooperación ciudadana en el pequeño pueblo extremeño de Valverde de la Vera. Un grupo de personas, en su mayoría mujeres mayores, tejen parasoles reutilizando plásticos y los instalan en las calles del pueblo para dar sombra en verano. También podrá visitarse la exposición Estandartes de Lorena Madrazo (Ezcaray) cuya técnica mezcla hilos con otros materiales de distinta naturaleza, llevando a cabo tejidos casi psicológicos que se configuran de manera natural, azarosa, intuitiva y caprichosa, y que dan lugar a piezas únicas como colgaduras y estandartes que celebran las estaciones y la naturaleza. La programación suma numerosas experiencias que nos invitan a explorar La Rioja con otra mirada: charlas sobre naturaleza o turismo y patrimonio; talleres de cerámica, macramé e ilustración; catas en los viñedos de la familia Villota, un vermú musical y rutas en bici.

Imagen de un establecimiento. Foto: Asier Rua

Imagen de un establecimiento.            Foto: Asier Rua